Qué es

¿Qué es la IdG?

Resumidamente, la IdG (Ideología de Género) es el conjunto de movimientos sociopolíticos, culturales y corrientes de pensamiento que se centran en el concepto de sexualidad para establecer una narrativa pública basada en la dialectica opresor/oprimido. Dentro de este concepto se incluyen:

  • Prácticamente todos los feminismos, especialmente los feminismos actuales.
  • Todos los homosexismos y movimientos LGTB, transexualismos, etc. ¡Cuidado! la homosexualidad y la transexualidad no son IdG por defecto. Hosexualismo/homosexismo y homosexualidad son cosas muy diferentes. Una cosa es la manifestación de la sexualidad y otra es la ideología que use dichas manifestaciones. de manera política Ser homosexual, por ejemplo, no implica ser IdG (mirar el vídeo de Milo Yiannopoulos en esta entrada)
  • Colateralmente, se unen movimientos que supuestamente defienden minorías como el inmigracionismo, el indigenismo, el black lives matters, etc. También se unen movimientos que creen que hay entes abstractos sujetos a explotación como el ecologismo (se oprime a la "madre tierra") y el animalismo.
  • Asimismo, de manera sinérgica, la IdG se acopla a movimientos multiculturalistas (que en el fondo son movimientos contra la cultura local), anticatólicos (pero pro-islamistas o en favor de otras religiones) y de invasionismo y relativismo cultural por odio a lo local.

Si se analiza en profundidad, uno de los componentes de la IdG es el odio y la envidia al hombre blanco heterosexual y la cultura occidental en general, así como a la familia. Estos movimientos se suelen dar paradójicamente en las sociedades occidentales más garantistas, equilegalistas (igualdad ante la ley) y avanzadas del planeta. Los fundamentos filosóficos y conceptuales de la IdG son el marxismo cultural, el pensamiento de la Escuela de Frankfurt, el relativismo moral y el existencialismo y transhumanismo antropológico.

Falacias feministas y de IdG

  1. La LIVG (España) es positiva para la sociedad. ¡Falso! Desgraciadamente, las muertes han aumentado años tras año, incluso hasta un 15% desde la aprobación de la Ley. Adicionalmente, ha provocado un uso instrumental y espurio de la misma contra el hombre y sus hijos. Los observatorios y el instituto de la mujer (CGPJ) ocultan estas prácticas. Puedes acceder a los datos en las estadísticas oficiales del CGPJ y órganos afines.
  2. El ser humano escoge su sexo. ¡Falso! El ser humano tiene una carga genética, una anatomía y una fisiología que le proporcionan su condición sexuada desde la concepción hasta incluso después de la muerte (los restos antropológicos siguen sin perder su condición sexuada). No se puede alterar la carga XX o XY, ni las tendencias fisiológicas y metabólicas de cada sexo. La mutilación genital, las cirugías protésicas o los tratamientos hormonales no cambian el sexo.
  3. Hay más de dos identidades sexuales. El ser humano puede decidir, en términos generales, con quien acostarse o qué ropa llevar, pero no puede elegir qué es. La naturaleza humana tiene características esenciales que no son determinadas ni por la cultura ni por la decisión individual. La especia humana se rige, como muchas especies animales, por el dimorfismo sexual que la evolución natural ha seleccionado como adaptativa y configurado patrones de complementariedad sexual para la supervivencia y la procreación al mismo tiempo. La disforia de género se ha entendido como la disconformidad con el propio cuerpo sexuado, y se puede pensar como una situación inadaptativa desde el punto de vista biológico que puede tener repercusiones en la vida social y personal. Esto no significa que quienes la padezcan no merezcan nuestra atención y respeto.
  4. "No se hace mujer, se llega a serlo". ¡Falso! Esta frase recoge la idea de Simone de Beauvoir. Esta feminista lesbiana pretendió hacer creer que ser mujer es una imposición cultural, en particular, de una cultura opresiva. Rechaza la feminidad como resultado de la complementariedad sexual entre hombres y mujeres. Pretendió convencer a la mujeres de que sus instintos más básicos eran realmente algo impuesto. Que la maternidad no era algo natural o biológico, que los patrones de comportamiento femenino se los impuso la cultura donde nacieron. Todo ello guiado por el "interés malvado" de los hombres. ¡Como no! Los malvados hombres. De Beauvoir pretendía convencer a las mujeres para que les dejara de atraer el modo de vida femenino, quería que consideraran el lesbianismo como un acto de libertad. ¡Muy lista! La verdad es que suena un poco a "¿por qué no pruebas un poco lo mío a ver si te gusta?". Al fin y al cabo, es una estrategia para rechazar la feminidad natural y convencer a más mujeres para que entren en el mercado homosexual. Todo ello revestido de la dialéctica oprimida/opresor del marxismo para que parezca que hay una justificación conceptual solida.
  5. La alienación parental no existe. Es una invención del "posmachismo". Desde el punto de vista clínico y científico esta más que demostrado la realidad del Síndrome de Alienación Parental, mirar SAP.
  6. La mayor parte del maltrato no se denuncia. Para empezar ¿has visto algunas de las preguntas de las encuestas sobre el maltrato? Estas parten de una definición de maltrato que considera por ejemplo que llevar la contraria en público o minusvalorar una opinión es maltrato. Existen las denuncias instrumentales para llevar por lo penal procesos de separación y hacer un uso espurio de la legislación discriminatoria contra el hombre y contra los hijos.

¿Quieres más información bien documentada? Visita:

http://mentirashembrismo.blogspot.com/

http://projusticia.es/instituto-de-la-mujer-sus-mentiras-y-falsedades/

https://ifvmes.wordpress.com/2014/08/14/mentiras-del-feminazismo-o-feminismo-de-gnero-o-hembrismo-retrgrato-en-espaa/


¿Qué es realmente el feminismo?

  1. Es un intento de obtener poder simplemente por el hecho de ser mujer.
  2. Es un intento de tener impunidad ante todo simplemente por el hecho de ser mujer.
  3. Es una tergiversación de la relaciones sociales.
  4. Es la aplicación de la dialéctica marxista oprimido/opresor pero tomando como base la sexualidad.
  5. Pretende hacer ver que el hombre, por naturaleza, es un criminal.
  6. Es un hipersensibilización patológica que intenta ver violencia en todo lo que no le guste a una mujer.
  7. Es intentar convencer a la sociedad de que a la mujer hay que valorarla por lo que es y al hombre por lo que hace. Por supuesto, la mujer es un ser de luz y el hombre un criminal (modo irónico activado).
  8. Es un intento hacer creer que toda estructura social que no esté gobernada por mujeres es fruto de la opresión.
  9. Es un intento de hacer creer que las jerarquías son todas malas y basadas en el poder, cuando realmente están basadas más bien en el mérito y el esfuerzo de las personas. Como algunos dicen: el feminismo trata de sustituir la meritocracia por una "coñocracia" o "vaginocracia".
  10. Es un intento de hacer creer que la sociedad occidental es lo peor de la historia de la humanidad y que ahora toca que todos los méritos que hemos cosechado la civilización occidental sean explotados sólo por algunas mujeres -las que comulgan con el feminismo-.
  11. Es una sociopatía totalitarista ya que se erige como representante legal de todas las mujeres cuando nadie ha elegido a las feministas como representantes de nadie.
  12. Es un movimiento sexita ya que promueve leyes y posturas discriminatorias contra el hombre y contra la gran mayoría de mujeres que no son feministas.
  13. Es un movimiento de izquierdas que ha calado en parte del espectro conservador porque no ha utilizado lo que se denomina marxismo cultural apelando no a motivos económicos sino antropológicos como la base de la dialéctica oprimido/opresor. Es decir, mientras que la división del espectro político clásico se hacía por motivos socioeconómicos, el feminismo y la IdG supieron colarse en las filas conservadoras apelando a características antropológicas, es decir, el ser mujer vs ser hombre.
  14. Es un movimiento manipulatorio porque hace creer que las mujeres deben tener puestos de estatus social importante simplemente por lo que son, sus méritos y esfuerzo es lo de menos.
  15. En su discurso manipulatorio, usa palabras "fetiche" como "igualdad", "discriminación positiva", "violencia", "machismo" sin un significado unívoco y con trampas semánticas ya que ni busca la igualdad de oportunidades, ni existe discriminación sexista que sea positiva, ni existe violencia estructural, ni todo lo que moleste a una mujer es machismo. Al fin y al cabo, el feminismo ha desarrollado un lenguaje donde básicamente todo lo que no dé poder a a la mujer o aquello donde se reconozca las bondades del hombre es semánticamente negativo.
  16. Es el intento de betaización (hacer beta, sumiso, sin voluntad, débil) de cualquier actitud positiva de liderazgo por parte de los hombres y de las mujeres no feministas. Se intenta hacer sumisos y sumisas mediante la falacia de que cualquier demostración de éxito social, laboral o personal es fruto de privilegios. Sólo las mujeres feministas "luchan" de manera legítima.

Claves para entender la ideología de género

Extracto

Artículo excelente de Daniel Celayeta. Consulta el original en www.navarraconfidencial.com


1.-Las izquierdas derrotadas de sus quiméricas revoluciones del proletariado, de la lucha de clases, tomaron las riendas de la lucha de sexos como mejor medio de alcanzar el poder, proponiendo supuestos derechos de minorías como palancas de tomar el poder. La mujer la convierten en la punta de lanza de este movimiento, vendiéndole la “libertad” de su propio cuerpo, disfrutándolo para sí misma, distanciándola de las consecuencias de la procreación.

2.- La ideología de género busca el cambio de referencia antropológica del ser humano con el fin de dominar a la sociedad. Buscan cambiar a la mujer, a la familia y al hombre. La Ideología de género es una ideología política, que pretende destruir el concepto de la naturaleza humana. Persigue la hegemonía cultural y para ello necesita apoyarse en la censura. Confundir que el sexo es igual al género, no es inocente, están construyendo un nuevo lenguaje. Necesitan utilizar la igualdad y la equidad para apoyar la discriminación positiva a favor de la mujer. Fue en Pekín cuando se “lanzó” al mundo esta ideología, en 1995, en la IV Conferencia Mundial de las Naciones Unidas sobre la Mujer.

3.- La ideología de género propone la búsqueda de la “liberación total” del hombre en todos los órdenes, tras la deconstrucción del lenguaje, de las relaciones familiares, de la reproducción, de la sexualidad, de la educación, de la religión, de la cultura, etc. Cuando el hombre se libere de todo esto entonces dicen que será libre. Para llegar al final la ideología de género se plantea destruir con la máxima urgencia una serie de realidades que denominan “roles”: sobre la masculinidad y feminidad; los roles en las relaciones familiares, padre, madre, marido y mujer.

4.- Esta ideología defiende que las diferencias entre el hombre y la mujer, a pesar de las obvias diferencias anatómicas, no corresponden a una naturaleza fija, sino que son unas construcciones meramente culturales y convencionales, hechas según los roles y estereotipos que cada sociedad asigna a los sexos. Con la ideología de género el hombre moderno pretende librarse incluso de las exigencias de su propio cuerpo: se considera un ser autónomo que se construye a sí mismo; una pura voluntad que se auto crea y se convierte en un dios para sí mismo.

5.- Afirman que el sexo está en la cabeza de cada cual, independientemente de su estructura físico biológica, esto sólo es aceptable desde su perspectiva de género. Esta nueva ideología se apoya en el subjetivismo del género, al que se le reconoce como una identidad política portadora de derechos específicos

6.- Su actual fortaleza se explica por la crisis de las posturas socialdemócratas que están muy debilitadas por la crisis. Sus tesis son muy simplistas pero eficaces: Todo lo que deseo es bueno (todos me tienen que apoyar), y todo lo que rechazo es malo (todos lo tienen que rechazar y lo prohíbo si puedo). Esto supone el fin de la Modernidad, ya que rompe con la tradición cultural occidental. Les apoyan las élites económicas globalizadas, como Appel, Google, Amazon, Facebook, etc. Todos ellos apoyan y justifican la primacía del deseo. Las grandes corporaciones pueden así difuminar las desigualdades económicas porque las diluyen en el género, como competencia entre hombres y mujeres.

7.- La ideología de género potencia la voluntad de construir una política de la satisfacción del deseo, sobre todo en su dimensión sexual, que recoge las reivindicaciones del feminismo de segunda generación, para ello han necesitado la construcción del aborto como derecho y el descrédito de la maternidad. Su teórica Judith Butler, lesbiana confesa, convirtió el lesbianismo en un paradigma feminista. Propugnó que el ser mujer o hombre es algo que uno se construye, al margen de su naturaleza biológica. Han ido dando pasos legales al incorporar los derechos de las minorías que quieren sobreproteger tanto en el ámbito público como en el privado.

8.- Su modus operandi: invierten la carga de la prueba, el denunciado debe mostrar su inocencia y además sufre una fuerte presión mediática. Sin casi enterarnos vivimos en un mundo donde conviven unas dobles ciudadanías, la normal y la reforzada, ésta está dotada tanto de derechos individuales como colectivos específicos. Viven en su mundo al margen de temas de más hondo calado social, como la pobreza, los suicidios, las muertes de ancianos o de niños, etc.

9.- El materialismo y el existencialismo son sus raíces ideológicas. Simone de Beavoir “no naces mujer, te hacen mujer”. La antropología individualista del neoliberalismo radical, los postulados de los representantes de la revolución sexual: Wilhen Reich y Herbert Marcuse. Esta ideología es una interpretación neomarxista de la historia. La ideología de género propone la destrucción de la familia biológica y que permitirá la emergencia de “mujeres y hombres nuevos”, diferentes a los que han existido anteriormente. Las “feministas de género” insisten en la deconstrucción de la familia porque según ellas esclaviza a la mujer y condiciona a los hijos para que acepten la familia, el matrimonio y la maternidad como algo natural.

10.- Dicen que el ser humano es el bien supremo del universo y rechazan su papel instrumental en la propagación del género humano. Considera que el sexo es una elección personal, sin carácter fijo sino cambiante, a voluntad y capricho de cada persona. La sociedad debe servir a este deseo, a su bola y si fuera preciso por encima de las demás necesidades personales y sociales. Así vemos como la ofuscación de algunas personas es ilimitada, no reconocen que puedan estar equivocadas. Odian a quienes piensan de distinta manera.

11.- Necesitan romper con el principal muro que les impide avanzar: necesitan huir de la familia natural, donde las personas son queridas por quiénes son y no por lo que son; necesitan que las personas pierdan sus referencias familiares, religiosas, tradicionales y de costumbres, que les atan a sí mismos y a sus orígenes. Sin las ataduras naturales primer objetivo a batir por la ideología de género, las personas quedan desprotegidas y entonces quieren que desde el aparato del Estado se les ofrezca acomodo, diciéndoles lo que se puede hacer y lo qué no, lo que está bien y lo que no.

12.- El fundamento ético de esta concepción es el relativismo aplicado a la sexualidad. Ya no existe un orden real ni objetivo que todos debamos respetar. Como expresó muy bien Zapatero al decirnos que “la Ley Natural es tan solo un vestigio ideológico y una reliquia del pasado, somos nosotros mismos los que decidimos lo que está bien y lo que está mal”.

13.- Para hacerse con el poder necesitan corromper la razón y desorientar al individuo sobre su propia identidad (la ideología de género). Soslayan que precisamente es el sexo lo que en raíz define qué y quiénes somos y por esta razón es el escollo que se debe abolir: para ellos no hay sexos, eso solo es una apariencia externa que no se corresponde con lo que somos, porque somos lo que decidamos ser y no lo que la naturaleza nos ha dado. Así utilizan el género como un eufemismo en el que cabe todo. Hay dos sexos (accidente) y cinco géneros (voluntad): Los seres humanos tienen un mismo género que puede manifestarse como heterosexual, homosexual, lesbianismo, bisexual y neutro (y todo lo que además usted quiera ser). Es lo que han llamado sexualidad polimorfa.

14.- La ideología de género utiliza como herramientas preferidas a los medios de comunicación social, a los procesos legislativos y a la educación escolar. Pero son con las leyes con las que “normalizan” sus propuestas, dándole carta de legalidad al comportamiento humano, es donde más tiempo y dinero están invirtiendo. Fruto de esto son las siguientes leyes: Salud Sexual y Reproductiva y de la Interrupción Voluntaria del Embarazo (aborto); el divorcio exprés; el matrimonio homosexual; la adopción de hijos por homosexuales; la ley de familia (heterosexual, homosexual y monoparental); derecho a tener hijos (fecundación in Vitro); “vientres de alquiler” en contraposición al aborto; ley de la violencia de género; la educación para la ciudadanía; la rectificación registral de la mención relativa al sexo; Investigación Biomédica.

15.- A la ideología de género le falta un razonamiento ordenado, claro y simple, porque cuando se explica y visualiza provoca un gran rechazo en la opinión pública. Pero tienen sus técnicas para la manipulación del lenguaje. Son las llamadas ‘palabras-talismán’, que despiertan “impresiones, emociones, simpatías o antipatías” que los medios de comunicación ponen de moda, como el propio “género” en lugar de “sexo”, “embarazo no deseado” o “interrupción del embarazo” sustituyendo a la palabra “aborto”, “vientres de alquiler” ocultando la explotación económica a mujeres embarazadas por encargo.

16.- Los partidos políticos con opciones a gobernar, aunque no estén plenamente de acuerdo con las tesis de la Ideología de Género, se suelen colocar de costado. La Red de personas que están colocadas y subvencionadas en todas las administraciones para garantizar estos nuevos derechos, es muy numerosa. Pero no han ganado la guerra, van contra la razón y contra el sentido común. Utilizan el sentimentalismo y la sensiblería de los casos particulares, para arrojarlos sobre sus adversarios y ganarse a los poco informados.


Documentación estudiada:*Josep Miró i Ardèvol, febrero 2017 Ideología-de-género_Deshaciendo-la-confusión*Miguel Anderiz. Centro de ACdP de Pamplona 9 febrero 2016*Redacción. Hispanidad.com “El daño que no duele al principio” 3 marzo 2016

Violencia... ¿qué?

Desmintiendo la falacia de la VioGen. Visita estos dos interesantes artículos. Las tesis principales son:

  1. España es uno de los países más seguros del mundo. España, el número de violaciones por cada 100.000 habitantes se sitúa en 2,65, veinte veces menos que en Suecia, cuya tasa asciende a 57, y a una distancia aún mayor de las 62 registradas en Inglaterra y Gales, según Eurostat. España, por tanto, se sitúa a la cola de la UE en este tipo de delitos. Y lo mismo sucede con los abusos sexuales, con 18,6 casos por cada 100.000 habitantes, frente a los 145 de Escocia, los 121 de Suecia, los 117 de Irlanda del Norte o los 66 de Bélgica.
  2. Los pocos hombres que matan, matan principalmente a otros hombres. La violencia de los hombres que matan no se da contra la mujer por ser mujer. Por lo tanto, el género de la víctima no determina el móvil del crimen.
  3. Desgraciadamente, también hay un volumen importante de mujeres asesinas. No son seres de luz oprimidas por el hombre. Las mujeres matan mucho más a menores que los hombres en el ámbito doméstico. De hecho, la mayoría de víctimas de edad inferior a 18 años (86,7%) fueron asesinadas por mujeres. El 61% de los homicidios de menores en el hogar fue obra de la madre.

El feminismo no es violento, ni es odio al hombre, ¿verdad?

Infografía para reflexionar

El feminismo no genera psicopatías, ¿estás segura?

El fundamento victimista del feminismo

Que hay víctimas reales, hombres y mujeres, de acciones condenables, no es discutible. El problema con el feminismo es que quiere que todas las mujeres sean víctimas mediante un proceso de hipersensibilización, es decir, creando pensamiento psicopáticos en todas las mujeres. El feminismo vive de crear víctimas, lo sean o no en la realidad. El origen cultural de todo el victimismo se puede ver en este vídeo y se puede algo más en profundizar en el artículo de Disidentia.

Al fin y al cabo, el feminismo se aprovecha de una cultura proteccionista con el débil. La protección al débil de verdad sin perjuicio de los demás está bien y forma parte de la civilización occidental, pero dicho feminismo manipula para determinar quien es débil, quién es víctima. Es obvio, que al feminismo le interesa la mujer débil, es por esto que ha causado el auge de la cultura victimista.

Los piropos me molestan, el feminismo los combate... ¿o te hace más débil?

Sí, los piropos pueden molesta o agradar. Por su puesto depende de quién los diga, cómo los diga y dónde los diga. Es verdad que hay hombres que por mostrar su interés hacia una mujer, no calibran estos tres factores. Pero, ¿es esto acoso?, ¿el que piropea tiene como base sociológica que la mujer es inferior? ¡Obviamente no! La mayoría de los piropos bien acogidos o no, no son una demostración de acoso ni una manifestación del patriarcado, ni tampoco están emitidos por un violador en potencia. No se discute si a quien lo recibe le pueden sentar mal o no. Pero hacerse la víctima por recibir piropos, ¿no crees que victimismo la mayoría de los casos?

No se te olvide que los hombres también reciben comentarios desafortunados constantemente en muchos ámbitos por parte especialmente de mujeres que manipulan su reputación, imagen social y/o su autoestima. Tampoco se te olvide que la naturaleza ha hecho que la sexualidad masculina sea más explícita y directa y la femenina más oculta e indirecta, es términos generales. Esto no quiere decir que todos los piropos sean admitibles y por supuesto muchos hombres deben calibrar los tres factores que antes se han mencionado así como muchas feministas deberían replantearse su victimismo.

Decir que todas las mujeres se enfrentan a esto por la calle, es mentir. Todo el mundo salimos a la calle y vemos lo que hay. Hacer creer que todas las mujeres cada vez que salen tienen esta situación es manipular. Manipular es la estrategia preferida del feminismo. Muchos vídeos que te encuentras en la red son montajes, incluso con actores (ver el segundo vídeo de esta entrada).

Los piropos (parte II)

En la mayoría de los casos, ésta es la realidad social (ver vídeos) que se vive cuando se piropea a alguien. Por supuesto que hay momentos en lo que pueden sentar mal, pero que no te engañen.

Incluso con cámara oculta (sin condicionamientos) la mayoría de los piropos son bienvenidos, aunque sean en medio de la calle de manera imprevista.

¿Quiere decir esto que los piropos tienen que agradar obligatoriamente? Obviamente no, pero, de nuevo, que no te engañen.

Masculinidad, ¿tóxica?

¿Realmente piensas como alguna figura política que la masculinidad es tóxica y violenta por naturaleza? Quizás, los demás vídeos de esta entrada te hacen reflexionar sobre esta creencia. ¿Realmente crees que la naturaleza ha hecho a unos seres violentos, los hombres, y a otros seres de luz, las mujeres? Probablemente te venga a la cabeza, ¿y por qué hay más hombres que maten a mujeres que al revés? Recuerda:

  • No se puede generalizar. Hay asesinos que matan a mujeres desgraciadamente, pero las víctimas principales de los hombres son otros hombres. La violencia no tiene género. El género no mata. Matan las personas perturbadas, no los hombres por ser hombres a las mujeres por ser mujeres.
  • La violencia es bidireccional, también la violencia con muertes. Aquí tienes estudios estadísticos sobre el tema.

¿Quieres datos y estadísticas sobre violencia?

Fuente: www.escorrecto.org

¿Te sigues fiando de las cifras oficiales?

informe 111, estudios sobre violencia en la pareja.pdf

Violencia... ¿qué? (parte II)

¿Sigues creyendo el discurso ideológico en los medios de comunicación sobre la violencia?

Aquí se puede encontrar un estudio académico serio sobre la bidireccionalidad de la violencia a nivel mundial. En la sección libros tienes también algunas recomendaciones sobre este tema. Abajo puedes leer el estudio completo.

En el segundo documento tienes un enlace a un macroestudio sobre la bidireccionalidad.

La doble moral feminista

Fuente: cazadebunkers.com y merecessaberlo.es

Infografías para reflexionar sobre la doble moral del feminismo.

El feminismo, ¿es la nueva izquierda?

Efectivamente, el feminismo es un movimiento principalmente de izquierdas que se ha colado en algunas filas de partidos de derechas. Aquí puedes ver el entramado de asociaciones y tráfico de intereses en el caso del PSOE en España. Agustín Laje y Nicolás Márquez en su libro explican detenidamente cómo el feminismo es un movimiento de la izquierda contemporánea.

Ley VioGen, ¿sirve para algo?

Exclusivamente, para mantener el entramado de la industria de género y fomentar el odio al varón. La realidad criminológica indica justamente lo contrario a lo que el feminismo hizo creer. Las cifras han empeorado. Esto no debería dejar indiferente a cualquier persona con dos dedos de frente. Las leyes feministas y de IdG no protegen, de hecho no lo hacen de acuerdo con las cifras oficiales. Las leyes feministas y de IdG pretenden perpetuar e institucionalizar el odio al varón, la supremacía de la mujer y mantener todo el entramado de la industria de género y del maltrato.

Feminismo = feminazismo = hembrismo

Actualmente -y tampoco lo habrá en el futuro-, no hay un feminismo bueno y otro malo. La diferenciación hembrismo vs feminismo no se corresponde a la realidad social actual. El feminismo:

  • Ha promulgado leyes contra el hombre
  • Bombardea constantemente en los medios a la población con el mismo mensaje "los hombres son malo, las mujeres son seres de luz"
  • Siempre, desde sus comienzos, ha sido un intento de obtener poder no para obtener la igualdad
  • El feminismo ha creado una red institucional de utilización de la mujer para beneficio propio.

El feminismo proyecta una visión irreal de la mujer

El feminismo cae en la falacia de la mujer como ser de luz. Es decir, que la mujer no miente, hay que creerla sí o sí, que la mujer no hace un uso instrumental de las leyes, que la mujer no mata -y mucho menos a los hombres.-, etc.

El sentido común nos dice que ni la mujer es un ser de luz ni tampoco de las tinieblas. Igual que en el caso de los hombres los géneros no pueden ser evaluados moral y legalmente porque la responsabilidad de las acciones recae en los individuos. Este es el principio moral y legal por excelencia que distingue a civilizaciones avanzadas ética y judicialmente de otras más atrasadas. Ni la mujer es víctima, ni verdugo, ni oprimida ni ser de luz por naturaleza.

El mito de la mujer como ser de luz (II)

El victimismo feminista intenta hacer creer que la mujer es oprimida por el varón de manera estructural. Usa la palabra estructural que suena sofisticada, pero no resiste un análisis racional riguroso. El feminismo nos quiere hacer creer que la mujer es un ser de luz que vive una situación dramática, especialmente en los países occidentales. Para el feminismo la mujer o es incapaz de hacer daño, sólo lo puede hacer el varón, o el daño que hace es insignificante y ni merece ser analizado ni mencionado. ¡Qué listas son las feministas! Detrás de toda esta cortina de humo ideológica lo que se quiere es conseguir impunidad moral y legal.

El uso de la victimización femenina quiere ocultar la realidad de la mujer natural. Como todo ser humano la mujer puede hacer el bien y el mal. Las mujeres también asesinan y cometen actos de violencia y manipulación psicosocial. Esto no es nuevo, ni de lo que enorgullecerse porque no hay nada peor que una guerra de sexos.

Cuanto más intente el feminismo trasladar la victimización de la mujer, ocultar la realidad auténtica de su conducta y criminalizar al varón, más degrada la naturaleza femenina ya que va a favorecer la idea de que las mujeres utilizan el victimismo de manera sistemática para manipular a la sociedad.

Casi ninguna mujer es realmente feminista

La realidad de las mujeres es mucho más razonable de lo que venden el feminismo. Muy pocas mujeres se sienten identificadas con el victimismo, con el discurso marxista de la "opresión estructural", con la mentira del "derecho a decidir". Los medios de comunicación, especialmente los afines al espectro de la izquierda, quieren hacer ver que el feminismo es igualdad y cualquier valor positivo para la sociedad, pero choca con la realidad de las mujeres, de la mayoría de ellas, que en su uso normal de la razón ven perfectamente la gran estafa y manipulación.

El feminismo callejero lleno de clichés

La gente normal está llena de clichés que le meten por los medios de comunicación. Sueltan frases hechas que tienen gancho psicológico VICTIMISTA.